Archivo para junio 2010

Feliz Dia Papá

22 junio 2010

Valentino tiene la dicha de tener un padre a todo dar, es cariñoso, bueno y orgulloso de él, da todo su amor cada vez que lo engríe, por eso, Vali y yo lo invitamos a almorzar rica comida china.

Vali estuvo muy entretenido en el restaurant y también comió un poquito de arroz chaufa.

El día Lunes su papito fue al nido a verlo tocar las maraquitas y a recibir el regalito que la profesora le ayudó a preparar. La tarjetita con la huellita de su manito y el letrero de papá con la foto de una linda sonrisa, fueron los mejores regalos que recibio Percy por su día.

Lo gracioso fue que durante la semana todos los del aula, se habían preparado para cantar  “la abejita”  pero apenas un niñito vio a su papá y empezó con el llanto, poco a poco los demás lo siguieron, asi que cada papá agarró a su hijo y el número terminó con papás e hijos juntitos.

Anuncios

Que vaca!

18 junio 2010

Cada paseo de Vali tiene un objetivo para nosotros, en esta oportunidad conoció en vivo y en directo a la vaca, su animal favorito, y el primer sonido onomatopéyico que ha hecho.

Se fue hasta la Universidad Agraria para verla, le dijo muuuu y se quedó sorprendido al verla, cada experiencia es importante y como está en la etapa donde aprende todo, es por eso que siempre incentivamos que él salga a la calle, a fiestas, al supermercado, al centro comercial, a la iglesia, al parque, a la playa, etc, etc. y todo el tiempo estamos contandole lo que pasa a su alrededor.

Según su terapista de lenguaje, él necesita que siempre le expliquemos lo que hacemos, así el podrá entender e intentará poco a poco repetir las palabras.

 

Mi tesoro

15 junio 2010

Cada mañana que me levanto y voy a darle los buenos días a Vali es una sensación de alegría, es un momento hermoso, que sólo él y yo compartimos solos al iniciar el día, es el momento que ambos nos damos abrazitos de oso, hacemos naricitas, nos damos cariñitos y yo por cierto lo mato de risa con besitos en la panzita. Es un momento tan bello, que sólo me la pierdo los domingos porque ese día el primero en verlo es su papá.

Vali es nuestra felicidad, el hijo que deseabamos tener en casa, nuestro tesoro, claro! al inicio no estuvimos preparados para la notica de que tenía sindrome de down pero a los pocos días comprendimos que dependería de nosotros el futuro de Vali y que por algpun motivo muy especial él nos había elegido como sus padres.

Tal vez a veces exageramos con cualquier cosa que el aprende, celebramos más de lo debido, pero saben que? es una enorme satisfacción saber que cada vez que va creciendo y demostrando sus habilidades te das cuenta que lo que estás haciendo por él esta dando resultados, es por ese motivo que me quedé sorprendida al escuchar que aún existen familias que no han tenido la dicha de disfrutar plenamente de sus hijos, sólo les digo que ni se imaginan lo maravilloso que se están perdiendo en sus vidas, de disfrutar cada momento con ellos, con sus familias, con sus amigos, con la sociedad que para bien, poco a poco está siendo más responsable con el tema de la inclusión.